En este momento estás viendo Alzheimer y CBD

Alzheimer y CBD

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:BLOG
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

El Alzheimer es la forma de demencia más común y se refiere a la pérdida de memoria y otras habilidades cognitivas que interfieren en la vida diaria de las personas que lo sufren, comúnmente personas mayores.

Esta enfermedad avanza lentamente. En primer lugar, afecta solo a las partes del cerebro encargadas de la memoria, el lenguaje y el pensamiento. Los pacientes comienzan a tener dificultades para recordar lo que les sucedió de manera reciente o, incluso, para recordar los nombres de familiares o conocidos.

Con el paso del tiempo los síntomas comienzan a empeorar. Las personas no reconocen a sus familiares más cercanos, tienen dificultades para leer, escribir o hablar, olvidan cómo se realizan algunas de las actividades cotidianas como cepillarse los dientes o el cabello.

Por otro lado, el tiempo puede hacer que las personas que sufren Alzheimer se vuelvan agresivas y ansiosas necesitando finalmente cuidados totales, causando estrés en aquellos familiares encargados de sus cuidados.

El riesgo de padecer la enfermedad del Alzheimer aumenta con el paso de la edad, pero suele comenzar a partir de los 60 años. Además, serán más propensos a padecer dicha enfermedad aquellas personas con familiares que lo han sufrido.

Síntomas del Alzheimer y factores de riesgo

Si bien es cierto que la pérdida de memoria es el síntoma principal de la enfermedad el Alzheimer, en la realidad podemos encontrarnos muchos más que aumentan con el tiempo y afectan en lo siguiente:

  • Memoria: la pérdida de memoria producida por el Alzheimer afecta a la capacidad de las personas de desempeñar tareas en el trabajo y el hogar y, va empeorando con el paso del tiempo. Aquellos pacientes que lo sufren pueden presentar los siguientes síntomas:
  • Perderse en lugares ya conocidos
  • Olvidarse de los nombres de familiares u objetos utilizados en su vida diaria, aunque esto se da en etapas más avanzadas
  • Problemas para identificar objetos con palabras correctas o participar en conversaciones
  • Repetir preguntar y afirmaciones constantemente
  • Olvidar conversaciones o eventos y no recordarlos después
  • Colocar objetos personas en lugares absurdos
  • Pensamiento y razonamiento: el Alzheimer produce problemas a la hora de concentrarse y de pensar, especialmente en conceptos más abstractos como los números. También puede resultar difícil realizar diferentes tareas a la vez, pagar las facturas de manera puntual, controlar las fianzas personas, etc. Cuando se está en una etapa muy avanzada, el paciente podría llegar a no reconocer números y a no saber manejarlos.
  • Cambios en la personalidad y en la conducta: Al producirse cambios cerebrales, el estado de ánimo y el comportamiento también cambiarán produciéndose los siguientes problemas: depresión, cambios de humos, desconfianza, irritabilidad, desorientación, agresividad, cambios en los patrones de sueño, delirios, aislamiento social o apatía entre otros.
  • Tareas cotidianas: Conforme la enfermedad del Alzheimer va avanzando, las personas afectadas se van olvidando de cómo se realizan algunas de las tareas básicas en su día a día como el baño, vestirme o peinarse.
  • Toma de decisiones: El Alzheimer afecta a la toma de decisiones y a los juicios razonables que se realizar en situaciones cotidianas. Lo que puede suceder es que el paciente use ropa inadecuada al tiempo o no responder a situaciones como cuando se quema la comida.

En cuanto a los factores de riesgo de padecer la enfermedad del Alzheimer deberíamos tener en cuenta los siguientes:

  • Antecedentes familiares y genética
  • Síndrome de Down
  • Sexo, pues es más propenso en mujeres
  • Deterioro cognitivo leve
  • Traumatismo craneal
  • Contaminación del aire
  • Consumo excesivo de alcohol
  • Patrones de sueño deficientes
  • Estilo de vida y la salud del corazón

Causas del Alzheimer

Si bien es cierto que todavía queda mucho por estudiar acerca de las causas que provocan el Alzheimer, se ha podido observar como en el cerebro que padecen dicha enfermedad, las proteínas no funcionan como deberían y se interrumpe el trabajo de las neuronas cerebrales. Esto provoca unos eventos tóxicos que dañan las neuronas, perdiendo la conexión entre ella y muriendo finalmente.

Se cree también que el Alzheimer puede ser consecuencia de una combinación de los siguientes factores: el estilo de vida, la genética y el ambiente.

Los investigadores han estudiado el papel que tienen estas proteínas para producir la enfermedad del Alzheimer en los pacientes afectados:

  • Por un lado, la proteína beta amiloide, que es una proteína algo más grande, se comienza a agrupar entre ella y se produce un efecto tóxico en las neuronas, interrumpiendo la comunicación entre las células. Estos grandes grupos, conocidos con el nombre de placas amiloides, incluyen también otros desechos celulares.
  • Por otro lado, encontramos las proteínas tau. Estas proteínas tienen un papel muy importante en el sistema interno de apoyo y trasporte de una neurona encargada de trasportar nutrientes y materiales esenciales. Con la enfermedad del Alzheimer, las proteínas tau cambian su forma y se organizan en estructuras que se conocen con el nombre de ovillos neurofibrilares. Estos ovillos interrumpen el sistema de trasporte y son tóxicos para las neuronas.

Beneficios del CBD sobre la enfermedad del Alzheimer

Varios estudios han demostrado la efectividad del CBD sobre la enfermedad del Alzheimer. Al proteger las neuronas frente a las placas amiloides, se reducirá la progresión de la degeneración de las células y se preservarán las capacidades cognitivas del paciente.

Cada vez se tiene más claro que la inflamación producida en el tejido neuronal tiene un papel muy importante en el desarrollo del Alzheimer. Las propiedades antiinflamatorias del CBD son claves para ayudar a frenar el desarrollo de la enfermedad del Alzheimer. Además, el CBD ayuda a reforzar la permeabilidad de la membrana neuronal y dificulta el paso de las proteínas amiloide, evitando a su vez la muerte de las neuronas.

Además, un estudio concluyó por su parte que el cerebro de los pacientes que habían fallecido a consecuencia del Alzheimer presentaba alteraciones en los componentes del Sistema Endocannabinoide junto con un aumento de los receptores cannabinoides tipo I y II. Estos nos vienen a sugerir por su parte que, o bien un Sistema Endocannabinoide disfuncional tiene un papel fundamental en el desarrollo de la enfermedad del Alzheimer o que la progresión del Alzheimer hace que dicho sistema se altere. La solución sería mantener un Sistema Endocannabinoide equilibrado.

Deja una respuesta